martes, 24 de junio de 2008

A modo de introducción

Nunca fui amante de los blogs, tal vez porque siempre los asocié a púberes de pocas luces que no saben hablar y mucho menos escribir o expresarse, que se sacan fotos del dedo gordo del pie o de un tatuaje de letras chinas, o de un ojo frente a un espejo con lo cual solo no se ve nada a causa del flash.
Pero esta opinión cambió cuando alguien a quien admiro mucho me comentó que escribe en un blog. Fue así como comencé a leer sus líneas y me agradó. Entonces surgió en mí una idea que antes no tenía: el blog como medio de expresión.
Es por eso que hoy comienzo algo que no sé si a alguien le interesará o si simplemente lo encontrará en la web, algo que no sé cada cuanto lo utilizaré, ni siquiera si perdurará en el tiempo. Pero es lo que me pasa ahora y mientras pueda y quiera, así será.

Bienvenidos, si es que quieren pasar…

1 comentario:

Scarped dijo...

Promotora de la degeneracion esto no quedara asi ¬¬